Tips para proteger tu cabello en la piscina

¡Cómo nos gusta el verano! Sin duda alguna es nuestra estación favorita. Sin embargo, para nuestro pelo no es la mejor época del año mientras caigamos en la tentación de pasar tanto tiempo como sea posible metidos en la piscina. El cloro tiene efectos muy perjudiciales para el cabello y el contacto diario con los productos químicos que se añaden al agua de las piscinas lo dejan seco, áspero roto y apagado. Así que si quieres mantenerlo en las mejores condiciones, echa un vistazo a los siguientes consejos sobre cómo proteger tu cabello en la piscina este verano.

Imagen: freepik.es

 

USA GORRO

No es la opción más elegante, pero probablemente es la más práctica y el truco más útil para mantener el pelo seco. Y si además estás haciendo largos en la piscina, será más cómodo para el ejercicio. Hay una gran diversidad de gorros de piscina en el mercado (de competición, para entrenar, de diseño) con diferentes tejidos (¡cuidado con los de látex que pueden llevarse por delante algún pelo que otro al retirarlos!), solo tienes que escoger el que más te guste. Si tienes el cabello largo, utiliza un gorro diseñado especialmente para este tipo de cabellos, que suelen dejar unos centímetros de espacio extra. Los gorros para pelo corto sirven para casi todas las cabezas.

Imagen: consombrero.homelinux.com

 

MOJA TU PELO ANTES DE METERTE EN LA PISCINA

Mojar el cabello con agua de la ducha antes de entrar en la piscina puede ser muy beneficioso para el mismo, ya que el pelo mojado absorbe menos sustancias químicas que el cabello seco. También es bueno para entrar mejor en el agua y evitar así los cambios bruscos de temperatura para el cuerpo que provocan los cortes de digestión... ¡Dos en uno!

 

ATA O TRENZA TU PELO

Si se deja suelto, el pelo puede caerse con más facilidad mientras nadas. Atarlo hacia arriba es uno de los consejos más simples si quieres proteger tu cabello en la piscina. Para el cabello largo o semilargo se puede hacer una cola de caballo o moño, mientras que para el pelo corto puedes utilizar horquillas o pasadores. Trenzar el pelo puede ser más cómodo para los cabellos muy largos, ya que atar el pelo en una coleta podría causar alguna rotura. Una trenza es mucho más amable para el cabello.

 

NO LAVARLO ANTES

Evita lavar el cabello antes de nadar. Este es un dato muy importante que hay que tener en cuenta cuando se trata de aprender a proteger el cabello en la piscina, ya que el champú puede quitar el aceite natural del cabello que actúa como barrera contra el agua tratada químicamente en la mayoría de las piscinas.

 

USA ACEITES NATURALES

Utiliza un poco de aceite natural de jojoba o de coco y repártelo sobre el cabello, principalmente en las puntas. Los aceites naturales ayudan a cerrar las cutículas del pelo y crean una barrera física contra los elementos químicos. También puedes utilizar un acondicionador sin enjuague para conseguir la misma protección.
Imagen: freepik.es

 

Y no olvides que al salir de la piscina debes aclarar bien el pelo para eliminar los restos de cloro. Si quieres minimizar el daño de estos químicos, utiliza productos profesionales para lavar tu pelo. Cuando la salud del cabello está en juego, merece la pena invertir en buenos productos. Al salir de la ducha, como hace buena temperatura, es más saludable para el cabello que lo dejes secar al aire. Es recomendable también, para que el cabello no se deshidrate y las puntas queden abiertas, utilizar una mascarilla para el pelo 1 o 2 veces por semana (pregunta a tu peluquero cual es la ideal para tu tipo de cabello). Y por último, recuerda: ¡un corte de pelo al final del verano viene muy bien para el aspecto de tu cabello y para renovar tu imagen!

Esperamos que estos consejos te sirvan de ayuda. ¡Sigue disfrutando del verano!

Fuente imagen: freepik


cookieassistant.com